viernes, julio 01, 2011

De los mártires y otros demonios


Tras una larga desaparición de los espacios blogueros no pude evitar la oportunidad de hablar un poco de este asunto que ha conmocionado la vida venezolana en las últimas horas...
Antes que nada un poco de contexto...

Resulta lógico pensar que pese a que los puntos de popularidad del nunca bien ponderado Comandante -Presidente de la República han tenido una estrepitosa baja, aún quedan los que después de haber profesado con fervor casi religioso su compromiso con esta revolución que vive Venezuela, aún siguen enganchados por un delgadísimo hilo de fe y esperanza a la figura casi mítica de Chávez.

El país vive una de las peores crisis en la historia republicana hoy en día y los venezolanos hemos observado con horror el desfalque épico de las harcas del tesoro nacional, con un evidente detrimento de la calidad de vida y una inflación de mucho más del 40%, que se dice fácil pero se vive totalmente diferente, eso sin mencionar la crisis energética, de soberanía alimentaria, inmobiliaria, educativa, hospitalaria y lo que es más importante, la crisis moral...

Es lógico de después de tanto golpe continuado, los paños de agua tibia no sean suficientes y esa es la razón principal por la cual, a mi entender tras 12 años de logros plausibles y muchísimos errores, los puntos de popularidad del Presidente estén por el suelo...

Hace unos días nos preguntábamos la razón de esta inusual estadía particularmente larga del presidente en Cuba. Mucho se especuló al respecto, muchas bolas noticieras rodaron y muchos vaticinaron incluso la muerte de Chávez...
Anoche, cercano a las 9pm el Presidente emitió una alocución de menos de 30 minutos (un record para las maratonicas cadenas de radio y televisión a las que estamos acostumbrados) en la que informaba a la opinión pública su estado de salud y un diagnóstico de cáncer en la región pélvica.

Dicho esto, debo confesar que no me alegra la noticia, porque hacer leña del árbol caído no es mi estilo, sin embargo me llama a la reflexión profundamente lo que pudiera significar esto para la popularidad tan golpeada del mandatario venezolano, especialmente en este momento, en el que se avecinan las próximas elecciones presidenciales en el 2012.

No podría decir que se trata de un plan para rescatar la popularidad del mandatario venezolano, pero se me hace curioso, que justamente en el momento de esta coyuntura política se de a conocer la noticia que nos mantenía expectantes, bajando así una pesadísima cortina ante la realidad política del país, poniendo todos los ojos y voces en este asunto y dejando de lado la realidad que nos aqueja, más allá del estado de salud de Hugo Chávez.

No me extrañaría un regreso triunfal de Cuba del mandatario, con un increíble apoyo popular y una consecuente alza en los puntos de popularidad del Presidente tras la noticia, porque los venezolanos nos hemos caracterizado por carecer de memoria y lo que es más grave, por perdonar errores imperdonables.

Los mártires han sido siempre útiles, ahora escucho en las calles "pobre Chávez, por tanto trabajo y tantas presiones se ha enfermado", o "el pobresito ha ocultado su padecimiento para no alarmar al pueblo" cuando es precisamente eso lo que se ha estado utilizando para aumentar ese fervor popular tan gravemente golpeado, especialmente en el último año.

No me atrevo a decir que esto será positivo para la figura del Presidente, porque lo que se desprende de una enfermedad tan atroz como el cáncer a menudo golpea no solamente de manera física sino anímica al afectado y a su círculo más próximo, sin embargo, puedo notar cómo la gente se ha unido en torno a esta noticia, compartiendo sus mejores deseos de recuperación para el Presidente y algunos otros, contentos y vaticinando el fin de la revolución (cosa que dudo ahora más que nunca, valga acotar).

Amanecerá y veremos, lo que si está claro es que muchos volverán a aferrarse a su figura en torno a esta crisis de salud y muchos otros seguramente seguirán cometiendo errores abominables, como a los que la oposición venezolana nos tiene acostumbrados...

Amanecerá y veremos, repito...

Saludos desde este lado de la orilla.

4 comentarios:

A do outro lado da xanela dijo...

Por desgracia el pueblo venezolano no es el único que carece de memoria "política": en España pasa exactamente lo mismo.

habrá que esperar a las próximas elecciones para ver si el pueblo realmente ha olvidado tantos errores (como tú dices) o no.

Un beso enorme. Me alegro de que hayas vuelto :)

Premaswarupa dijo...

Hola Xanela! nada pues así están las cosas de este lado... seguro no es tan diferente a lo que se puede ver allá (desde algún ponto de vista).

De las próximas elecciones no sé, es preocupante la situación, últimamente tengo la seguridad de que la oposición venezolana es muchísmmo peor.

Besos para ti Xanela :)

Victor Sobrino dijo...

agradecería pusieras hechos y evidencias, sería bueno cualquier cosa que pudieras aportar, siempre busco y encuentro acusaciones pero nunca nada concreto, y ante la crisis el resto del mundo parece estar peor, saludos.

Premaswarupa dijo...

Con todo respeto, caballero, este es mi espacio, por ende, decido que postear y que no... así como mis puertas han estado abiertas para que venga a leer, siguen igualmente abiertas si no le parece apropiado mi estilo.
Saludos desde mi orilla.